Panorama Político Platense
El escenario

El peronismo acompañó en la marcha de la CGT, Alak quiere evitar a los "ñoquis" y hay quejas por la inseguridad

El intendente platense Julio Alak. (Dibujo: NOVA)

En otra semana política movida en el plano local, el peronismo platense nucleado en UxP acompañó el multitudinario reclamo a la gestión de Javier Milei en la Plaza de los dos Congresos y mostró otro gesto de “unidad” a tono con las declaraciones expuestas la semana pasada en la plaza Belgrano, donde todos los dirigentes del panperonismo, con Julio Alak a la cabeza, hicieron sentir su descontento ante el gobierno libertario y del PRO.

Más allá de que el jefe comunal platense no sea un “camporista nato” es conocida su afinidad con el cristianismo y sectores de la agrupación encabezada por Máximo Kirchner, que para sorpresa de muchos se hizo presente en un segundo plano el último miércoles encabezando junto a otros alcaldes ultra K la columna de “la Orga”.

De hecho, La Plata, junto a las secciones Primera y Tercera (Norte y Sur del Conurbano) fueron los únicos territorios que aportaron militancia camporista. Desde el cristianismo duro sostienen que “no hay que mostrar los dientes” antes de tiempo para no darle excusas de autovictimización a la Casa Rosada.

Esa postura es relativamente compartida en el peronismo de la Octava, donde el gremialismo tiene tiene un posicionamiento más duro y el alakismo hace equilibrio porque, como dicen cerca del despacho de Alak, “el desgaste del gobierno del ajuste tiene que darse gradualmente”, aunque nadie descarta que ante una nueva devaluación la postura sea menos tolerante.

Austeridad y control en calle 12

Una de las especies que comenzó a correr a fines de diciembre, después de la aprobación de la ordenanza fiscal impositiva, ya se materializó en la administración alakista.

La Municipalidad ya puso en funcionamiento este viernes el nuevo sistema biométrico que permitirá controlar el ingreso y egreso del personal municipal a través de las huellas dactilares de cada trabajador, una medida resistida por algunos y aprobada por otros, pero que no deja de marcar un sello del estilo que el ex ministro de Axel Kicillof le quiere dar a su conducción.

La medida ya había sido anunciada y pretende reordenar el funcionamiento de la administración pública. "Queremos reconstruir un Municipio que encontramos totalmente desordenado en una administración eficiente y transparente", afirmó el alcalde oriundo de Benito Juárez en el marco de la puesta en funcionamiento del nuevo sistema.

Con la conclusión en la mesa de que la “transición ordenada” entre Julio Garro y Alak no fue tal, el intendente se puso como objetivo poder saber con precisión -a través de un sistema de software y lectores de huellas- cuántos trabajadores cumplen funciones en las 180 dependencias de la Comuna, incluidas las Torres I y II, Control Urbano y las 23 delegaciones. Además, se pretende saber qué tareas realizan y por cuántas horas.

La inseguridad que no da tregua

La Plata es una ciudad con altos índices de delictividad y en ese marco en la semana que termina un grupo de vecinos del microcentro platense manifestó su preocupación al denunciar que la delincuencia “marca” los frentes de las casas y algunos edificios en la zona de 13 y 55.

En ese marco, en la comuna ya tomaron nota y no se descarta que en los próximos días se anuncie oficialmente un operativo refuerzo del patrullaje en las calles, tarea que realiza en materia de contravenciones y controles de vehículos en regla y alcoholemia Control Urbano pero requiere la instrumentación con el gobierno bonaerense de Kicillof.

Lectores: 192

Envianos tu comentario