Perfiles urbanos
Protesta unipersonal en la capital bonaerense

Discapacitado visual pide "trabajo y contención" a la clase política

Se trata de un ciego de 44 años. Busca empleo desde hace 4 sin resultado. “Si paran de robar se solucionan un montón de cosas”.

Desde hace 10 días adoptó como rutina y forma de protesta pararse pacíficamente en la puerta del edificio de Gobernación –en 6 entre 51 y 53- de la ciudad de La Plata. Exige respuestas a la clase dirigente para conseguir “un empleo digno” que le permita saciar sus necesidades.

Fernando Piñeiro habla pausado y se le nota en el tono un dejo de resignación.

-¿Cuál es tu pedido puntual?

-Si seguimos de esta manera, los únicos asalariados que van a quedar son los que trabajan en la administración pública y los ministerios. El gobierno está empecinado con que la sociedad común, la del llano, tiene que vivir con 450 pesos de un plan social. Desde hace un mes pertenezco a este tipo de beneficiarios. En vez de darme un salario digno para que pueda desarrollarme socialmente reparten planes paliativos.

A vos te llamará la atención que no ves un indigente frente a vos. Porque ya fueron por la clase muy pobre y lograron que cobren monedas. Ahora van por un escaloncito más. Yo estoy sin trabajo y hace 4 años perdí la vista y me quedé sin trabajo después de un año de recuperación. Hace tres años que estoy dando vueltas. El sistema no tiene contención para los discapacitados

Piñeiro se define como “un ciudadano común” que exige por sus derechos, y parafraseando al gremialista gastronómico Luis Barrionuevo, razona: “Yo quiero que hagan lo que dice este cartel: ´que paren de robar´. Si paran de robar se solucionan un montón de cosas. Nos quieren obligar a vivir con poca plata, cuando ellos por el aeropuerto de Ezeiza se llevan millones.

-¿Qué motivó tu discapacidad?

-Tuve un glaucoma muy importante y eso me reventó los nervios ópticos y quedé con un 100% de discapacidad. Yo era chofer de un remis, trabajaba independiente, pero me harté de que la guita de los impuestos no sirva de nada porque no vuelve a la ciudad en materia de obras. Las veredas están rotas, no hay rampas para discapacitados, falta iluminación…

-¿Considerás que los gobernantes no escuchan a la ciudadanía?

Claro. Por ejemplo: el gobernador Daniel Scioli es un discapacitado, pero todo lo que tiene a su alance para paliar esta desgracia es de primera calidad por su poder adquisitivo, porque lo compra en el extranjero. Pasa lo mismo con Gabriela Michetti…., tienen un status social que se lo dio la ciudadanía con el voto. Y ahora nos dan la espalda. Yo no quiero ser individualista. Solo quiero un salario digno y que dejen de robar porque a nuestros chicos el futuro que les va a quedar es trabajar de prostitutas o vender droga en la calle…

-¿Tuviste alguna respuesta oficial a tu demanda? ¿hasta cuando continuarás con tu pedido?

-Nadie me ofreció oficialmente nada lamentablemente. La verdad es que no sabría hasta cuándo…

Lectores: 359

Envianos tu comentario