Concejo Deliberante
Fuerte lucha de poderes

Concejo Deliberante: los libertarios de La Plata pelean por ser más opositores que el PRO y la UCR

En diciembre, el deliberativo local se reconfiguró y quedó dividido en cinco bloques.

El bloque Buenos Aires Libre, que integran Guillermo Bardón y Florencia Defeo, busca marcar la diferencia con respecto del resto de la oposición.

El 2023 cambió el mapa político de La Plata con la vuelta de Julio Alak y la irrupción de La Libertad Avanza como tercera fuerza en un Concejo Deliberante que, por años, estuvo partido en dos bloques. ConJuntos por el Cambio ya extinguido, ahora los libertarios pelean con el PRO y la UCR por liderar la oposición al jefe comunal y posicionarse electoralmente de cara al 2025.

En diciembre, el deliberativo local se reconfiguró y quedó dividido en cinco bloques. El oficialismo pasó a ser la primera minoría con 10 bancas, mientras que lo que era Juntos por el Cambio dejó de existir y se partió en tres nuevos bloques: 6 del PRO, 5 de la UCR-PRO y 1 unibloque de La Fuerza del Cambio (bullrichismo). La Libertad Avanza, en tanto, estrenó una bancada con dos integrantes.

El año legislativo arrancó el 5 de marzo tras el discurso inaugural de Julio Alak y, desde entonces, el bloque Buenos Aires Libre (La Libertad Avanza) comenzó a disputar el rol opositor con sus pares de la UCR y del PRO.

Los concejales de estos dos últimos bloques formaron parte de una única bancada hasta diciembre y todavía están envueltos en sus propias discusiones internas, que se acentuaron tras la incorporación del exintendente Julio Garro al gobierno de Javier Milei como subsecretario de Deportes.

De hecho, en el bloque del PRO las diferencias afloraron públicamente en la sesión de este jueves cuando un proyecto sobre IOMA presentado por el edil bullrichista Nicolás Morzone, quien viene marcando su alineamiento estricto con la gestión de Milei, generó críticas y rechazo dentro de su propia bancada.

El perfil liberetario en el Concejo Deliberante de La Plata

En este nuevo contexto, la bancada libertaria integrada por Guillermo Bardón y por Florencia Defeo, ambos dirigentes ligados a la diputada nacional Carolina Piparo, vienen pugnando desde el comienzo de las sesiones ordinarias por mostrarse como la verdadera oposición al intendente Alak, desde lo discursivo alineados con el ajuste que está implementado el Estado nacional, y en lo legislativo con la presentación de proyectos críticos de la marcha de la gestión local. La estrategia es posicionarse de cara al armado electoral de 2025.

La recolección de residuos, la falta de agua, el pago de la Tasa de Capitalidad, el funcionamiento del COEM en la inundación de marzo, los despidos en la planta municipal, la inseguridad y el estado de las cuentas municipales fueron algunos de los temas que trajeron al recinto y a las comisiones en estos dos meses. También pidieron la interpelación de la secretaria de salud, Soledad Fernández, por el brote de dengue, un proyecto que también empujó el PRO, pero que por ahora no logró avanzar.

A esto se le suman las críticas recurrentes, tanto de Bardón como Defeo, a los proyectos de repudio o beneplácito vinculados a temáticas de índole nacional o provincial que suelen traer al recinto los concejales del resto de los bloques.

"Pasamos horas debatiendo horas sobre temas en los que no tenemos la más mínima injerencia", se quejó el titular del bloque este jueves, mientras que el día del paro de transporte le reprochó al resto del recinto no haber dicho ni una palabra sobre este tema que sí estaba afectando a los platenses.

Su compañera de bloque -en tanto- chicaneó al resto de las bancadas: "Toda vez que hablemos de cuestiones que no son inherentes a nuestra función los convocaría a ser diputados o senadores nacionales".

Lectores: 291

Envianos tu comentario