Judiciales y Policiales
Repercusiones por el violador liberado

Pedirán jury a dos jueces de la Sala Cuarta de Apelaciones local

A días de ser beneficiado con libertad condicional, el violador Osvaldo Sequeira atacó a una joven en Abasto.

Un concejal planteó este miércoles la necesidad de solicitar el juicio político a los camaristas de la Sala IV de Apelaciones y Garantías en lo Penal de La Plata, quienes liberaron al violador serial que, luego de cometer reiterados abusos, fue detenido el martes último en Abasto cuando vecinos estaban a punto de lincharlo.

La propuesta es del edil peronista Gabriel Bruera, quien ya estaría preparando la presentación contra  los jueces Carlos Ariel Argüero y María Elia Riusech.

Los dos magistrados fueron los que firmaron el 3 de abril pasado la libertad condicional de Osvaldo Oscar Sequeira Álvarez, quien salió de la Unidad Carcelaria Nº 12 Joaquín.

El sujeto purgaba una condena de siete años de prisión por abuso sexual con acceso carnal y estaba a disposición del Juzgado de Ejecución Nº 1 de La Plata, de Claudia Marengo.

La jueza había denegado la libertad condicional para el abusador el pasado 14 de febrero, basándose en el dictamen de inconveniencia elevado desde el Servicio Penitenciario y alegando que no estaban “dadas las condiciones” para la salida anticipada del reo.

En el fallo de la magistrada se señala que Sequeira Álvarez había declarado “nunca haber realizado tratamiento de rehabilitación”, y que además “considera no necesitarlo”.

La reinserción social del convicto no era recomendada, según Marengo, porque las autoridades penitenciarias lo consideraban “inconveniente”, a pesar de que el preso tenía buena conducta con sus compañeros y había respetado las salidas transitorias. Los especialistas recomendaban no liberarlo por los factores que “lo han llevado a cometer delitos contra la integridad sexual”.

Pero la defensa de Sequeira Álvarez apeló el fallo de la jueza Marengo, y la Sala Cuarta dispuso la libertad condicional hace 17 días. La resolución fue firmada por los camaristas Argüero y Riusech, basándose en el buen comportamiento carcelario del convicto, en que se encontraba incluido en el área laboral y en que era acompañado por su familia.

Tal como informó este medio, el pasado martes los vecinos de Abasto vieron al criminal en una casilla ubicada en 183 entre 36 y 37, donde aparentemente vivía, y se juntaron para lincharlo e intentaron prender fuego la vivienda con Sequeira Álvarez adentro. Es que cuatro mujeres lo señalaron como el que había intentado violarlas.

Finalmente, el Comando de Patrullas de la comisaría de Abasto y de la DDI detuvieron al violador, quien será indagado hoy por el fiscal que instruye en la causa, Fernando Cartasegna.

Lectores: 147

Envianos tu comentario